Inicio DISEÑO GRÁFICO Clientes tóxicos ¿Cómo evitarlos?

Clientes tóxicos ¿Cómo evitarlos?

Compartir
Cliente toxico post
Cliente toxico post

¿Como evitar ser contratado por clientes tóxicos?

Debido a la demanda hecha por muchos de mis colegas y amigos diseñadores que me han pedido a todo pulmón tocar a ciencia cierta sobre este tema, hemos decido en el día de hoy y de una vez por toda ¡tocarlo! Es sobre el tema de los famosos clientes tóxicos. Si, así como lo oyes, lo escuchas o lo ves, aquellos clientes que no te gustaría tener ni en tus peores pesadillas.

Clientes tóxicos
Clientes tóxicos

Personalmente, soy de los que piensan que EL TIEMPO ES ORO. Soy también de aquellos que piensan que el TIEMPO ES DINERO. Y cuando pierdes tiempo, pierdes “DINERO Y TIEMPO” Por lo menos la segunda parte, y las más dolorosa de todas. Por ende, si no quieres perder tú tiempo y ni tu dinero, evita a todo dar con estos “especímenes”.

En los negocios se “gana” o se “aprende”

Pero bueno, gracias a Dios por hacerme una persona bastante optimista y como siempre diré lo mismo: “en los negocios se gana o se aprende” y yo he aprendido mucho de mis malas experiencias y de las venideras tratare de aprender para seguir orientando a través de mis experiencias.

Estoy aquí para que aproveches tu tiempo en cosas más productivas y no malgastes tus energía, en trabajos que no rentabilicen o te contribuyan. Ya que al fin y al cabo, una de las razones principales por las que nos hacemos diseñadores freelance es para tratar de mejorar nuestro estilo de vida.

Cómo mejorar nuestro estilo de vida

Sobre el transcurso de este post, quizás llegaras a pensar que “soy muy radical por la forma en que explico” estos consejos son para que evites a todo dar toparte con los famosos clientes tóxicos. Pero, mientras más conozcas el mercado, más te acordarás de mis consejos.

Aquí te dejo 6 consejos para evitar ser contratado por un cliente tóxico:

6 consejos para evitar ser contratado por un cliente tóxico

1 – Nunca denigres tus precios

Algunas vez en nuestras vidas hemos empezado bajando nuestros precios y haciendo un sin número de intercambios para conseguir aumentar nuestro porfolio de trabajos y así ir captando más y más clientes. 10 Mentiras con las que siempre engañan a los Diseñadores te invito a leerte este post por si te lo perdiste.

En caso de que no tengas un buen porfolio por la simple excusa de que eres nuevo dentro del Juego, ten la creatividad suficiente como para inventarte uno, ¡somos diseñadores, vivimos de la magia!

Además, rebajarte a bajar tus precios NO te proporcionará una imagen buena como profesional. Recuerda, que independientemente de tu experiencia como freelance tienes gastos fijos que se costea con mera plata.

Por lo tanto, de nada te vale tener una agenda repleta de trabajos “baratos”, trabajas el doble si no trabajas “inteligente y organizado.” Eso sería trabajar momentáneamente y no para un futuro. Los precios bajos son comida de clientes tóxicos.

Cuanto más bajes tus precios más posibilidades tendrás de toparte con alguno de ellosc¡Dale mente!

2 – Firma un contrato

Lo primero es que todo esto se arregla forjando una confianza entre ambas partes.

Lo haremos bien fácil y comenzaremos elaboramos un contrato. Si no tienes la mínima idea de cómo hacerlo, aquí te dejo este post que te puede ayudar bastante Contrato de Diseño gráfico | 6 consejos vitales.

En ese mismo contrato incluiremos todos los aspectos fiscales de nuestro negocio y todas las cláusulas importantes del servicio.Créeme, éste es el método más sencillo y eficaz para que el cliente confíe en nosotros.

Por supuesto, dicho contrato deberá estar firmado por ambas partes (puedes usar servicios como Open Legal Documents para hacerlo digitalmente).

En dado caso, de que el cliente no acepte este trato, pues, pies con bola ¡y no te la juegues! No vayas a perder lo más por lo poco.

3 – Establece las pautas de negocios

Este punto va relacionado con el anterior. En el contrato que vayas a emitir deben quedar bien claros todos y cada uno de los puntos esenciales del contrato. En este mismo contrato plantearemos todos y cada uno de los pasos a seguir desde la creación del proyecto hasta el plazos y fecha de entrega.

Por lo tanto, deben ser bien claros al redactar las cláusulas del servicio.

4 – Muestra profesionalismo

Yo no estoy aquí para decirte qué clientes debes elegir o no, pero, estoy aquí para que aprendas de mis errores.

De los primeros clientes que debes de cuidarte son de tus “familiares y amistades.” Este grupo de allegados tienden a convertirse en la primera clase de clientes, por el exceso de confianza.

Para evitar conflictos con nuestros allegados es recomendable comportarse como un profesional al 100% con ellos, al menos, mientras estemos hablando de algún proyecto y esto incluye no hacer ningún tipo de excepción con ellos.

Ni descuentos, ni alargamiento de plazos, ni prórrogas, ¡NADA!

Por mucho que exista una confianza entre ambos, ¡Negocio es negocio y amistad es amistad! Ese es primer paso que debemos dejar bien claro ante ellos.

5 – La mejor vía de comunicación

Los clientes, por lo general, nunca piensan en las prioridades de tu negocio u empresa. Simplemente piensan que tienes y debes tener todo el tiempo única y llanamente para ellos. Piensan que han pagado por un servicio y que tienen todo el derecho sobre ti.

Si pasas por ese rollo te llamarán constantemente, interrumpiéndo tus reuniones con otros clientes y tu flujo de trabajo de manera continua y, de paso, te harán perder tu tiempo y tu dinero.

Quizás sueno súper ¡crazy! Pero, ¡nunca des tu numero telefónico! Créeme que será la mejor vía para salir de estos rollos y lo iras probando con el pasar de los tiempo. Hoy en día, existen otras alternativas como vía de comunicación. Ahí tenemos el email o Skype, que pueden sustituir perfectamente cualquier llamada telefónica permitiéndote tener más productivo y organizarte mejor.

Ya sabes, di adiós al teléfono y comunícate con tus clientes por email o por skype con cita previa.

6 – Compromete al cliente con el proyecto

Con este tipo de cláusulas lo que haces es comprometer al cliente con el proyecto mediante una serie de sanciones.

Si en dado caso, nuestro querido cliente no presenta los materiales necesarios a tiempo para culminar con el proyecto dentro del plazo correspondiente,  puedes estipular una serie de sanciones o consecuencias como el abandono del proyecto o la devolución del  del adelanto o 50% del importe.

Véase:

¡Claro esta! Ningún método es fiable al 100%. Debes ir evaluando al cliente a medida que valla evolucionando con él y el proyecto tomando en cuenta, su comportamiento y su grado de seguridad hacia ti ya que un cliente puede volverse tóxico en la medida en la que no te facilite el trabajo.

¡Vuelvo y te lo repito! Si quieres aprender a desenvolverte mejor con los clientes, no te olvides de pasar por este Post “10 Mentiras con las que siempre engañan a los Diseñadores te prometo que te acordaras de mi de por vida.

Así que espero que después de este post sigas mis consejos y no cometas los mismos errores que yo cometí en el pasado.

Antes de irte, echa un vistazo a:

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here